Una base social poco amplia

Mayo 21 09:30 2017 Print This Article

Bústia del Lector

Recientemente, juristas catalanes de reconocido prestigio han impulsado un manifiesto dirigido a los dos gobiernos, con la siguiente idea central: “No degrademos nuestras instituciones, saltándonos la ley. Ni bloqueando los cambios necesarios”. Resumiendo, estos juristas rechazan todos los incumplimientos en general y el referéndum ilegal, en particular. Y Esperan sensatez, diálogo y cambios razonables. Rechazan la base argumental de los procesistas: “El derecho de secesión”.(..). En mi opinión, estos juristas quieren poner las cosas en su lugar, piden prudencia. Piden cordura. La misma cordura que demostraron, durante la preparación de la constitución del 78, los que votaron y rechazaron el derecho mencionado.(..). Con iniciativas como ésta, y con un gobierno central más abierto, se pueden hacer transformaciones. Ahora bien, como decía un analista hace poco: “Hay que desmontar todo el razonamiento independentista, basado en un derecho que no existe”. (..). Y hablando del tema!: Con sólo dos excepciones, la totalidad de las constituciones del mundo, no incluyen el derecho de secesión. No!. Ni la de Canadá!. Y la española no es diferente!. La constitución española no reconoce el Derecho de Secesión. Por lo tanto, la consulta con este objetivo, tiene poco sentido. (…). Y reforzando la idea anterior!: Durante la elaboración de la Constitución mencionada, se votó este derecho. Y se rechazó de forma contundente: 268 votos en contra, 5 votos a favor y 11 abstenciones. (..). Resumiendo tenemos un proceso con una base argumental poco sólida y con una base social poco amplia.

Martín Martínez

  Categories:
write a comment

0 Comments

No Comments Yet!

You can be the one to start a conversation.

Add a Comment

Your data will be safe! Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person.
All fields are required.